Inicio

“Pelé” Martínez, un jugador destacado de BCS, llegó a ser considerado por Mike Brito

La Paz, Baja California Sur – Uno de los recuerdos memorables del béisbol sudcaliforniano se dio en el Municipio de Mulegé, donde un jovencito de 15 años de edad destacaba en este deporte y su talento lo colocaría en Primera Fuerza con el equipo Topos de la Liga Sur del Golfo. Cuentan quienes vieron su inicio era una pieza importante y se notaba su presencia en el campo de juego, fue Juan Jesús Martínez Manríquez un importante pelotero que abrió caminos para otros locales en el Rey de los Deportes años más tarde.

Siempre inquieto, participaba en disciplinas de atletismo, básquetbol y fútbol; en este deporte fue apodado como “Pelé”, mote y sello característico de este personaje a quien le dedicamos estas líneas.

Con 1.92 de estatura, rápidamente era identificado y mostraba habilidades para cualquier actividad deportiva, pero el momento en que cambió todo fue al encontrarse con un de sus mentores, Manuel “Chilpa” García Pedrín, quien de oficio conserje de la escuela Manuel F. Montoya, también entrenaba a nuevos valores, fue invitado y de inmediato estaba atrapado por esta disciplina.

La posición adoptada dentro del diamante fue la de catcher, impulsada por otro de los personajes que influyó en su inicio, Valor Álvarez. En aquellos ayeres, sus cómplices de la época eran: “El Chavalo” Patrón, Bandera Sandoval, Canchola Pacheco, Rosendo Armenta, bajo la dirección del Mánager polémico, el “Profe Laco”, a quien recuerda con cariño.

Transcurrieron los días y combinaba su pasión del béisbol con el estudio medio superior en el Centro de Bachillerato Pedagogico en Loreto, a la par representaba a Comondú en las ligas juveniles, donde recuerda a “Pancho” López, “Chiri” Mendoza, “Zurdo” Beltrán, Antonio Mendoza, Martín Talamantes, Martín Velis y “Riquimón” Navarro, en 1986.

Dos años más tarde, una oportunidad surgió en el emblemático estadio Arturo C. Nhal, al ser observado por dos scouts; Oziel Álvarez y César Gutiérrez quienes lo llevaron a la Academia de Pasteje de los Tigres de México de la Liga Mexicana de Béisbol, convirtiéndose en la octava generación.

En 1999, Juan Jesús “Pelé” Martínez conoció al legendario Cubano Mike Brito, buscador de talentos de los Dodgers de Los Ángeles y recordado por descubrir al gran Fernando Valenzuela. Encontraba en el sudcaliforniano las cualidades para llevarlo a las Grandes Ligas, desafortunadamente no se concretó por el diagnóstico de Condromalacia (separación de rótulas), la lesión en las rodillas pausaba el camino del pelotero peninsular y regresaba a Tigres de México quienes determinaron debía recuperarse en casa después de someterse a intervencion quirúrgica.

Para 2001, Diablos Rojos de México buscaba al sudcaliforniano, y “Pelé” Martínez compartía cuadro con Ramón “Zurdo” Martínez oriundo de Todos Santos, Nelson Barrera, “Borrego” Sandoval, Daniel Fernández, Salome Barajas y Luis Fernando Méndez.

Después de una trayectoria consolidada en el Rey de los Deportes, las desiciones llegaron y una de ellas fue hasta debatida por un grande del béisbol; Nelson Barrera, quien quería convencerlo a no retirarse. “Pelé” Martínez ya tenía otras metas.

A su llegada a la media península inicia la nueva faceta, ahora transmitiendo su experiencia a los nuevos valores, su pasaje como director del deporte de Loreto, fundador de ligas y escuelitas de béisbol, asimismo reconocido al llevar un campo de béisbol con su nombre y congratulado como presidente de la Asociación Estatal de Béisbol de Baja California Sur al recibir el Premio Premio Estatal del Deporte como impulso deportivo y en la actualidad es reconocido por ser uno de los precursores del béisbol femenil, donde es uno de los entrenadores de las jugadoras.

Juan Jesús Martínez Manríquez, se ha convertido en una voz autorizada para aconsejar a los padres de familia al momento de firmar a sus hijos con clubes nacionales, siempre exponiendo que el deporte profesional es un negocio y hay que llevar una combinación de vivir el sueño pero jamás dejar el estudio por un lado, una lesión cambia todo y al vivirlo solo fue la herramienta de la preparación académica la que dio otra opción importante donde ahora ha tenido éxito como directivo.

“Pelé” Martínez es un ícono del béisbol de la entidad, llevo su talento a distintos puntos y fue considerado a grandes ligas, un personaje que pasa a ser Orgullo Sudcaliforniano.

Anterior post

Palomilla FC de "Yo Soy Red 360" campeón de la Liga Burocrática de Fútbol en Los Cabos

Siguiente post

Sudcalifornianos en acción en los Juegos Panamericanos de Lima 2019

BCSPORT.MX

BCSPORT.MX

BCSPORT.MX