Inicio

El “Niño” Márquez un boxeador reconocido por la afición – BCSPORT.MX

La Paz, Baja California Sur – Una de los grandes boxeadores que dio sudcalifornia en los años 60´s, fue el “Niño” Márquez, siendo una época dorada en el boxeo sudcaliforniano, ya que había boxeadores consolidados y de muy buen cartel como Guillermo “Memo” Ayon, Alfredo “Molote” Cota, Enrique “Cemito” Arreola, Miguel Ángel Valle Núñez “Chamaco Valle”, Gregorio Barragán “Kid Aztequita”, el “Batequi” Olachea, Arturo Morales, entre otros más que protagonizaban cada una de las funciones de aquella época. Adiestrados por sus grandes manejadores como Manuel Cruz Fernández “Kid Agrarista”, Mario “Mayo” Villa, Enrique Nava, Pedro de Jesús León “el Killiky” en sus inicios.

Jesús Márquez Márquez mejor conocido como el “Niño” Márquez nació en Loreto, Baja California Sur el 13 de febrero de 1945. Sus padres fueron la Señora Julia Márquez Talamantes y el Señor Víctor Martin Márquez Calderón, quien también fue boxeador y se vinieron a radicar a la ciudad de La Paz antes de los años 50´s.

Siempre muy inquieto y su Padre nunca lo llevaba a ver sus peleas. Un día fue a la Arena California a ver una función, posteriormente conoce al Batequi Olachea y después de unos días ya estaba entrenando boxeo. Siendo su primer entrenador Mario “el Mayo” Villa que entrenaba en la cancha Manuel Gómez Jiménez, y después se unió al establo de Manuel Cruz Fernández “Kid Agrarista”, en el Barrio del Choyal, donde entrenaba debajo de un árbol que tenía colgado dos costales y una perita.

Cuando iba hacer guantes (sparring) asistía a la Gómez Jiménez o a La Arena California, era con el Memo Ayon, Molote Cota, Chamaco Valle, Kid Aztequita, entre otros, y siempre auxiliado por su hermano Juan Martin y por su Señor Padre, quienes fueron pieza clave en cada una de las peleas del Niño Márquez.

Sin realizar ninguna pelea amateur debuta en el boxeo profesional a la edad de 15 años, el 28 de mayo de 1960 en la Arena California, venciendo a Ramón “el Tarzan” Domínguez y a partir de ahí empieza a escribir su propia historia, catalogándolo la prensa como el más brillante de los novatos locales y realizando un palmarés de 35 combates, 31 victorias, 1 empate y 3 derrotas.

Peleó en 3 diferentes divisiones, peso pluma, ligero y welter, llegando a ser clasificado nacional número 10 en los pesos welter, cuando venció al capitalino “el Negro” Flores, así mismo empató con el ex campeón nacional Marcelo Vargas en la Gómez Jiménez.

Entre otros combates que sostuvo el Niño Márquez fue contra Otilio Delgado, Raúl “Marinero” Mendoza, Gil Urias, Kid Reyitos, Tilito Angulo, Alberto “Beto” Gerardo, Raul “Nike o Chunique” Miranda, Gilito Arreola (pariente del Cemito), Batequi Olachea, entre otros.

El 19 de noviembre de 1967 en el Estadio Arturo C. Nhal., enfrentó al mexicalense Hernando Villegas en la pelea coestelar, perdiendo por KOT en el séptimo round, siendo esta función protagonizada por el gran Ídolo Rubén “el Púas” Olivares quien venció al Felipillo González en pelea de revancha.

Posteriormente el 3 de marzo de 1968 en función protagonizada de nueva cuenta por el Púas Olivares contra un Tailandés, el Niño Márquez fue derrotado por otro gran boxeador, José Antonio “Leo” Muñoz, del Barrio Bravo del Esterito, en un gran combate en el cual nadie se merecía perder, siendo el Respetable el mejor Juez y reconociéndole a ambos peleadores el gran combate que les brindaron.

Este combate con Leo Muñoz fue de los últimos en la carrera del Niño Márquez, quien se retiró de los encordados a los 23 años, muy joven aun, pero con un gran recorrido dentro del pugilismo, la gran mayoría de sus combates fueron con boxeadores de afuera del estado, convirtiéndose en uno de los consentidos de la afición, un boxeador con habilidades natas y corrioso, un peleador técnico  que sabía usar las cuerdas, aguerrido y le gustaba ir para adelante.

En 1972 regresa al pueblo que lo vio nacer, Loreto, ahí se dedicó a entrenar boxeo con niños y jóvenes, que a futuro destacaron en el boxeo profesional como lo fueron: Everardo Aguiar Yee “Chino Yee”, Los Hermanos Naranjo (Manuel, Mario, Leonel y el Yaqui), Eduardo “Lalo” Amador, Rogelio Davis, entre otros.

Actualmente el Niño Márquez radica en Loreto, B.C.S. jubilado, ya que laboró alrededor de 20 años en Seguridad y Transito, y posteriormente en el DIF municipal, gozando de muy buena salud a los 75 años.

Anterior post

Ajustará Asociación Estatal de Béisbol de BCS calendario anual por Covid-19 – BCSPORT.MX

Siguiente post

Mantiene Esaú Vargas vivo el sueño olímpico - BCSPORT.MX

Víctor Taylor

Víctor Taylor

Licenciado en Cultura Física por la Escuela Superior de Cultura Física de Baja California Sur con la especialidad de Atletismo. (2002-2006).

Entrenador de BCS en Atletismo con niños especiales asistiendo a 2 Olimpiadas nacionales Campeche 2006 y México 2007.

Entrenador de Boxeo en el municipio de Loreto en el periodo (2007-2011) aportando 2 medallas de bronce en la Olimpiada Nacional de Monterrey N.L. 2008 y en Mexicali, BC. 2009.

Juez/arbitro Nacional de Boxeo avalado por la Federación Mexicana de Boxeo A.C. del 2011-2018, participando en Olimpiadas Nacionales y Campeonatos Nacionales, Regionales y Estatales de Boxeo Aficionado en México.

Actualmente trabajo como Profesor de Educación Física nivel preescolar del 2011 hasta la fecha (San Carlos, BCS. Cabo San Lucas y actualmente en La Paz BCS.)

Impulsor del Boxeo Amateur y gran aficionado al Boxeo Profesional. Deporte que me apasiona, admiro y respeto. Soy un gran aficionado al Béisbol, la Lucha Libre, el Basquetbol, Fútbol y Atletismo.